14 de mayo: día de oración, ayuno i caridad para los creyentes de todas la religiones

Este domingo día 3 de mayo, después del rezo del Regina Coeli, el papa Francisco, aceptando la propuesta del Alto Comité para la Fraternidad Humana, pidió que el próximo día 14 de mayo, «los creyentes de todas las religiones se unan espiritualmente en un día de oración, ayuno y obras de caridad, para implorar a Dios que ayude a la humanidad a superar la pandemia del coronavirus».

Con esta jornada del próximo 14 de mayo, según el Alto Comité para la Fraternidad Humana, se busca que Dios «nos ayude a salir de esta aflicción, inspire a los científicos a descubrir un medicamento que acabe con ella, salve al mundo de las consecuencias sanitarias, económicas y humanas debido a la propagación de esta pandemia peligrosa».

En este sentido, el Comité «llama a todos los líderes religiosos y personas de todo el mundo a responder a este llamamiento humanitario y acudir al Todopoderoso con una sola voz para preservar a la humanidad, ayudarla a superar la pandemia y restablecer la seguridad, la estabilidad, la salud y el desarrollo, para hacer nuestro mundo, después de la finalización de esta pandemia, más humano y fraterno que nunca»